La neurociencia y el cambio

¿Alguna vez has observado algún comportamiento en ti mismo o en otra persona que te resulte extraño o incorrecto? Yo sí. Sobre todo en mi misma. Ejemplos como morderse las uñas, silbar cuándo cocinas u otras costumbres, son comportamientos que vamos aprendiendo y aplicando a lo largo de la vida. Seguro que sabes lo difícil que es cambiar un hábito.

A veces puedes estar tan acostumbrado a hacer ciertas cosas, que casi las haces inconscientemente lo que hace que sea aún más difícil cambiar estos comportamientos en el caso de que lo desees. El comprender como funcionan los cambios de comportamiento desde un punto de vista neurocientIfico, puede resultarte muy útil para poder modelar comportamientos no deseados tanto propios como ajenos para alcanzar un mayor desempeño y control sobre tus decisiones.

Los automatismos, a veces, pueden ser muy útiles, al fin y al cabo es el “modo ahorro de energía” del cerebro. Aunque, en ocasiones pueden tener un efecto no deseado, por ejemplo sobre la seguridad de tu organización, ya que pueden influir en la percepción de riesgo, la gestión de los inesperado y contribuir a que se cometa un error.

En el curso de “Neurociencia aplicada al cambio de comportamiento” puedes conocer que funciones neuronales subyacen al aprendizaje de los comportamientos y sobre todo y más importante, puedes comprender, influir y gestionar los cambios de comportamiento, rompiendo patrones de comportamiento no deseados o no necesarios y creando nuevos que resultan más eficaces. Esto puede ser muy útil para tu vida privada y tu vida laboral, ya que si se hace bien, es beneficioso para ti y tu entorno.

C.H.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*